El mundo necesita más comidas de coños

Ahora no me vengas preguntándome por qué…

A estas alturas, todos sabemos que practicar sexo de forma regular y segura es muy beneficioso para la salud. Y la verdad, con los tiempos que corren, deberíamos de corrernos más y dejar de lamentarnos tanto con que el tiempo vuela…

El descenso de la presión arterial, el alivio del estrés o una mejora en nuestros órganos son algunos de los efectos positivos que nos encontramos a la hora de que nos practiquen un buen sexo oral.

Y es que ya está bien de abrirnos de piernas y señalar con el dedito y que pongan cara de … ¡¡ARGGG!!!

El sexo oral debería considerarse un derecho, fuera tabúes, fuera clichés, los coños merecen ser comidos, con o sin pelos, con labios más grandes, pequeños o arrugados ¡¡fuera prototipos!! Que, si huelen o no, ¿pero acaso una polla no huele? ¿No tiene sabor?

Insisto, hay que comer más coños y hablar menos, porque por mucho que los hombres presuman de que les encanta un buen coño, realmente luego no lo hacen…. ¡¡SEÑORES ODIÁIS COMER COÑOS!! Pero no precisamente porque no os guste, sino porque lo consideráis un asunto tan terriblemente difícil, que temen no hacerlo bien, que sean señalados, pero para eso ¡¡HAY QUE APRENDER!! Y si no nos coméis más veces el coño, jamás aprenderéis…

Saber comerlo bien es la clave, como para todo valla, pero el secreto de esto es simple “aprende a interpretar las señales” debéis aprender a leer las señales emocionales de vuestra pareja, deja de deambular y cómele el coño hasta que caigas muerto de cansancio y su rostro lleno de lágrimas de satisfacción…

Por eso, en Yomelopasoteta, vamos a dejaros una guía para que os coman bien el coño, pasársela a vuestra pareja a modo de indirecta, a vuestro amigo o amiga, al vecino, el caso es mandar una indirecta directa para que os coman el coño como os merecéis…

GUIA TETERA  (para tu pareja, amigo o vecino) PARA UNA BUENA COMEDURA DE TÚ COÑO:

No bajar al pilón a la primera de cambio, hay que saber calentar bien el asunto, el ambiente, los cunnilingus NO ES HACERNOS UN FAVOR, en plan “venga va, que te como el coño, NO”, hacerlo si no te apetece solo te provocará arcadas, por lo que jugar, jugar hasta estar super cachondos y que desde lo más profundo de tu ser desees comerla el coño como nunca. Come cariño, come como un cerdo en el comedero, que no pasa nada, pero cómela el coño como solo ella se merece.

Un coño seco es señal de un coño infeliz, y no queremos coños infelices, si bajas ahí tus labios la rozarás como el que pasea por un secarral seco, por lo que los preliminares son un básico… Bésala, acaríciala, pezones, espalda ‘’PRELIMINARES DE TODA LA VIDA’’, si ves que la cuesta humedecerse, pues introduce un poco tus dedos en la cueva, no sin antes estar bien lubricados y ahí obtendrás toda la humedad que ella guarda para derramar sobre ti.

Una vez que el coñete esté húmedo, dale caña con los dedos, no intentes adelantarte ni correr, recuerda que consiste en correrla a ella y hay que asegurarse que te pide a gritos que se lo comas antes de que su coño se convierta en tu tapabocas… (Recuerda que el 78% del placer femenino se basta en desear algo, dárselo muy pronto arruinará el deseo)

Tienes que conseguir, que en esos momentos esté deseando que bajes al pilón, si lo estás haciendo bien estará gimiendo y tratando de poner tu cabeza entre sus piernas. Alarga esta fase hasta que parezca que llevas tres días aguantando la respiración…

Escarba por la mata de pelo durante cinco segundos antes de chuparlo por primera vez. Si aguantas más que eso, podrá pensar que no se lo comes porque huele mal. Por supuesto todos sabemos que esa mierda es más sabrosa que la lasaña de mamá

 Un truco es separar sus labios para servirte tu coño como si fuera un gran buffet.

Pasa tus labios sobre su coño con suavidad, estaría genial que a la vez gimieses. Empieza de abajo arriba, con suavidad, tomate unos cuatro segundos de una chupada a otra y ahí es genial que pares a observar que clase de clítoris tiene… Si es sensible la verás convulsionar de placer, si no reacciona o la dan “espasmos” lo vas a tener jodido y te veo con tendinitis en la lengua hasta que hagas que se corra en tu boca.

Qué sepas que tu lengua tiene que ir al clítoris dando guerra. Usa tus labios para absorber el clítoris, dale tobitas con tu lengua y demuestra que quieres exprimir todos sus jugos sobre tu boca… Sabemos que os es complicado muchas veces encontrar el clítoris, pero una vez que lo encuentres, házselas pasar putas por haberse escondido. Estimúlalo bien pasando tu lengua de abajo a arriba una vez que hayas separado los labios. Haz que note, toda la textura de tu lengua…

Recuerda, preliminares y nada de un secarral, siempre bien húmedo, separa labios, chuperretea de abajo a arriba, succiona el clítoris, dale tobitas y ya si introduces tus dedos de vez en cuando ¡¡FLIPAS!!

Pero una vez que hayas terminado (y si ella también lo a hecho) querrá que separes tu cabeza de ahí como si se fuese a acabar el mundo, por qué tendrá la zona muy sensible, por lo que mejor despega tu lengua de ahí y déjala ahí tumbada, tranquilita, no la muevas ni nada porque podrías hacerla daño. Ahora es momento de dejarla en plan mantarraya durante unos segundos, para mimarla y ponerte el condón mientras te sientes orgulloso por haber hecho un buen trabajo.

También puede gustarte...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *