Mi príncipe azul

Mi príncipe azul va a pilas, vibra y se puede comprar en más colores….

¿Que puedo comentaros de este genial vibrador?

Su tacto es genial, suavecito, nada “tieso”, es de gelatina y sus venas lo hacen muy, pero que muy interesante, le dan un punto de placer bastante bueno (siempre recomiendo una buena lubricación)…

Su aspecto es realistico, vamos que entre su tamaño, la gelatina y las venas… ¡Parece un príncipe azul totalmente real! Además recuerda, este va a pilas… Si tienes pilas de sobra… Será incansable y te dará caña hasta que TU decidas…

Nada más ni nada menos que unos maravillosos 23 cm ¡es perfecto! Y para colmo su uso es súper sencillo, no me malinterpretéis… Todas sabemos que usar un vibrador no es más que encender, lubricar y pa’dentro jajaja.

Pero a lo que me refiero es que hoy en día la mayoría de los Vibradores vienen con varios botones con mil funciones diferentes… Este NO. Mi príncipe azul viene con la típica ruedecita que giramos para encender y reeeeequetegiramos para llegar al tope, porque creeme, que querrás darle al tope….. ?

No es acuático, pero si sencillo de limpiar, un poquito de agua y jabón… Y al cajón de la mesilla, lo más cerca posible para tenerlo siempre a mano ?

¿Que más puedo deciros de mi príncipe azul? Que tu también te mereces tener el tuyo… Y que si no lo has probado es el momento ideal para hacerlo ?

Si tú también quieres el tuyo, puedes hacer “click” de forma directa a través de whatsapp en web y así, contactar con una de nuestras asesoras.

También puede gustarte...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *